Home / Sexo y Cultura  / LA HISTORIA DEL VIBRADOR EN 2 MINUTOS

LA HISTORIA DEL VIBRADOR EN 2 MINUTOS

Antes de la era de la tecnología avanzada y los juguetes sexuales, en el año 54 ac. la leyenda dice que Cleopatra creó su propio vibrador improvisado llenando una calabaza con abejas enojadas y dejándolas hacer

Antes de la era de la tecnología avanzada y los juguetes sexuales, en el año 54 ac. la leyenda dice que Cleopatra creó su propio vibrador improvisado llenando una calabaza con abejas enojadas y dejándolas hacer lo suyo. ¿No es un hecho que esperabas escuchar hoy? Yo tampoco. 

En el 200 dc, los médicos prescribieron el masaje genital femenino como una forma de tratamiento para la histeria, pero se quejaron de que el método era «demasiado laborioso» y «desordenado» y le pusieron fin. Durante esta era la sexualidad de los hombres era más aceptable socialmente, mientras que la sexualidad de las mujeres rara vez se discutía, una de las razones por las que los vibradores se anunciaban como una cura para la impotencia masculina, pero no para uso sexual por parte de las mujeres. Muchos vibradores venían con accesorios tipo dildo, pero estos eran oficialmente para tratar las molestias uterinas y el estreñimiento.

En 1900 muchos médicos intentaron tratar las enfermedades con vibradores, pero las encontraron ineficaces. Los fabricantes de vibradores cambiaron su enfoque y comenzaron a anunciar sus productos como electrodomésticos para hombres y mujeres de todas las edades. Los vibradores se anunciaron en revistas populares afirmando que podían curar todo, desde arrugas hasta la malaria.

Los anuncios ciertamente parecían estar insinuando que los vibradores tenían usos mas exóticos de los que parecía. En 1908 para el vibrador Bebout asegura que fue «Inventado por una mujer que conoce las necesidades de una mujer»  aunque muchos usaban un lenguaje sugestivo, las compañías no escribían nada sobre la masturbación en relación con sus productos. En ese momento la masturbación era ampliamente vista como vergonzosa, y los artículos «obscenos» eran ilegales en los Estados Unidos. Esto significaba que los vibradores no podían publicitarse abiertamente como productos sexuales. Los fabricantes de vibradores adoptaron la estrategia utilizada por las compañías de anticonceptivos: enfatizaron los usos no sexuales y usaron lenguaje e imágenes eufemísticas para insinuar los usos sexuales de sus productos.

Con el pasar de las décadas, cambios de generación, gustos musicales y diversión absoluta en cualquier parte los vibradores se abrieron paso desde el mundo médico hacia la esfera doméstica, donde han seguido evolucionando. Eso nos lleva al día de hoy, hemos intercambiado motores de gas potencialmente explosivos por juguetes de manos libres que se pueden controlar de forma remota desde cualquier parte del mundo. Tenemos vibradores que se sincronizan con listas de reproducción personales y juguetes que se sienten «como si fuera un verdadero oral». 

Mirando hacia atrás a la inventiva calabaza de Cleopatra  nunca ha habido un mejor momento para usar la frase: ¡Qué momento de estar vivo! Y realmente, cuando su vibrador puede ser controlado por alguien en otro continente, tomando esto en cuenta. Que nos depara el futuro 😏?

buscamecomo@elenayelsexo.com

Realizadora audiovisual y Fotógrafa. Mi vida esta dedicada a descubrir nuevos mundos, el camino siempre esta abierto.

Review overview
NO COMMENTS

POST A COMMENT